divendres, 5 de juny de 2009

Desconsuelo

El silencio gravitatorio me abraza y enmudece mis actos en una parada obligatoria para respirar.

Deshuir mi frenética huida y penetrar en las mazmorras de la memoria llena de lagrimas prehistóricas mis efímeros presentes y futuros pasados.

Los silencios de mis relatos prohibidos convertidos en mensajes electrónicos corren hacia mi como aves de rapiña persiguiendo su cadavérico almuerzo.

Alegrías deshauciadas por todos esos sueños rotos debido a una  apisonadora realidad invaden mis esteriles jornadas y atormentan mis bélicas noches rellenándolas de batallas pasadas e insomnios presentes.

Siento el frío del filo de las navajas penetrando en mi alma por cada palabra escrita. Cada una de ellas convertida en recaudador, reclama su parte con su interés por el retraso.

Mi corazón despoja de ropa a mi alma para pagarles hasta su último céntimo.

A mi alma desnuda, ya no le importa taparse con los harapos del tormento y la tristeza y se sienta en una ventana junto al mar.

Y allí, yo y mi desgarrado invierno, pasamos  los días y las noches, esperando a oír, en silencio, los últimos acordes de esa macabra melodía llamada vida.

 

RAQUEL TOLOSA 19/04/09

 

3 comentaris:

  1. Estic impressionada. L'he llegit quatre vegades. Veig que és d'Abril. L'escriuries igual a dia d'avui? Sembla que parles d'historia passada. M'ha impactat molt.
    Ets molt bona. Anims! per tot!
    Un petò

    ResponElimina
  2. Wowwww!!
    ünio.
    Bestial.
    Sobrecogedor...


    Me fascina....

    Un beso.

    ResponElimina
  3. Asusta. Todo eso te lo has quedado para tí!. Quizas en su momento, aunque no lo se, compartirlo con alguien que te queria, habria sido lo mejor.

    ResponElimina